Nacional

Volcadura deja a miles varados en autopista

Por febrero 27, 2017 Sin comentarios

Hasta seis horas han pasado miles de familias en la autopista México-Cuernavaca con dirección a la Ciudad de México, donde además hay decenas de vehículos sin gasolina, en un “atorón” provocado por la volcadura de un camión de carga y por el retorno de paseantes.

Desde antes de la curva de La Pera, en el kilómetro 66, miles de vehículos que provienen de Cuernavaca, Oaxtepec y Cuautla, detienen su marcha y por tramos la circulación se detiene totalmente o avanzan a 5 kilómetros por hora.

En el kilómetro 70, decenas de miles de vehículos la mayoría con familias de paseantes, han permanecido hasta seis horas, en un trayecto que normalmente lleva 45 minutos, hasta la caseta de cobro de Tlalpan en la Ciudad de México.

“Salimos a las 5 de la tarde de Cuernavaca y a las nueve de la noche apenas llegamos al kilómetro 36 ¡y nos quedamos sin gasolina!”, detallaron afectados.

En el acotamiento decenas de vehículos, e incluso tráileres, quedaron varados por falta de combustible.

En el kilómetro 41 y luego de tres horas de trayecto, algunos deciden regresar rumbo a Tres Marías, para cargar gasolina y tomar la carretera federal libre a la Ciudad de México.

Sin embargo, en las tres estaciones de servicio de este poblado no hay gasolina y decenas de conductores están varados en espera que sus aseguradoras les lleven combustible.

Otros optan por regresar al kilómetro 78 en la entrada a la ciudad de Cuernavaca a cargar gasolina, “porque el trayecto es de bajada y puedes llegar con la reserva, de lo contrario irse por la carretera libre a la CDMX es de subida y si me quedo sin gasolina ahí no hay ni acotamiento, creo que pasaremos la noche en la carretera”, señaló Armando un conductor que llevaba cuatro horas varado.

La volcadura del camión de carga, de acuerdo a reportes de Caminos y Puentes Federales (Capufe) se registró en el kilómetro 25 de la autopista México-Cuernavaca, muy cerca de la caseta de cobro de Tlalpan.

Hasta las 10 de la noche Capufe no tenía tiempo estimado para la liberación de la autopista, en donde desde las 4 de la tarde miles de vehículos quedaron varados y avanzan a cuentagotas.